Científicos advierten que vacunas anti-COVID han sido un ‘gran error’: La proteína Spike es una ‘toxina’

Una nueva investigación muestra que la proteína de pico («Spike») del coronavirus, que está contenida en las vacunas contra el COVID-19, ingresa inesperadamente al torrente sanguíneo, lo que es una explicación plausible para los miles de efectos secundarios reportados, tanto en Europa como en Estados Unidos, desde coágulos sanguíneos y enfermedades cardíacas hasta el daño cerebral y problemas reproductivos dijo Byram Bridle quien es inmunólogo viral y profesor asociado de la Universidad de Guelph, Ontario. Esto lo dijo en una entrevista con Alex Pierson el jueves pasado, en la que advirtió a los oyentes que su mensaje era «aterrador». “Cometimos un gran error. No nos dimos cuenta hasta ahora». dijo Bridle.