Amnistía Internacional acusa a el régimen de Ucrania de poner en peligro a los civiles

5 de agosto de 2022 (EIRNS) — Por primera vez, que se sepa, una organización internacional de derechos humanos ha confirmado que las fuerzas armadas ucranianas si ponen en peligro a los civiles, tal y como lo han acusado los rusos desde un principio. “Las fuerzas ucranianas han puesto a los civiles en peligro al establecer bases y operar sistemas de armamento en zonas residenciales pobladas, incluso en escuelas y hospitales”, dijo el informe de Amnistía Internacional que publicaron en su sitio ayer. “Estas tácticas violan el derecho humanitario internacional y ponen en peligro a los civiles, ya que convierten los objetos civiles en objetivos militares. Los consiguientes ataques rusos en zonas pobladas han matado a civiles y han destruido infraestructura civil”. 

“Hemos documentado una pauta en la que las fuerzas ucranianas ponen en peligro a los civiles y violan las leyes de la guerra cuando actúan en zonas pobladas”, dijo Agnès Callamard, secretaria general de Amnistía Internacional. “Estar en una posición defensiva no exime a las fuerzas armadas ucranianas de respetar el derecho humanitario internacional”. 

A lo largo de sus investigaciones, los investigadores de Amnistía “hallaron pruebas de que las fuerzas ucranianas lanzaban ataques desde el interior de zonas residenciales pobladas, así como de que se ubicaban en edificios civiles en 19 ciudades y pueblos de las regiones”, dice el informe. “El Laboratorio de Pruebas de Crisis de la organización ha analizado imágenes por satélite para corroborar aún más algunos de estos incidentes. 

“La mayoría de las zonas residenciales donde se ubicaron los soldados estaban a kilómetros de distancia de las líneas del frente. Había alternativas viables que no podían en peligro a los civiles, como bases militares o zonas densamente arboladas cercanas, u otras estructuras más alejadas de las zonas residenciales”, explica el informe. En los casos que ha documentado, Amnistía Internacional no tiene constancia de que los militares ucranianos que se ubicaron en estructuras civiles en zonas residenciales, le pidieron o ayudaron a los civiles a evacuar los edificios cercanos, lo que supone no tomar las precauciones posibles para proteger a los civiles. 

“Supervivientes y testigos de los ataques rusos en las regiones de Donbás, Járkov y Mykolaiv le dijeron a los investigadores de Amnistía Internacional que los militares ucranianos habían estado operando cerca de sus casa en el momento de los ataques, exponiendo las zonas al fuego de represalia de las fuerzas rusas. Los investigadores de Amnistía Internacional fueron testigos de esta conducta en numerosos lugares”, añade el informe. 

Este informe es sumamente inusual, en el sentido de que, hasta ahora, Amnistía Internacional ha sido completamente coherente con la línea oficial de Estados Unidos y la OTAN, de que Rusia es un Estado agresor que viola la soberanía de Ucrania y comete graves violaciones de los derechos humanos en el proceso. Este nuevo informe, también rinde pleitesía a esa narrativa. Dice que “en algunos otros lugares en los que Amnistía Internacional llegó a la conclusión de que Rusia había cometido crímenes de guerra, como en algunas zonas de la ciudad de Járkov, la organización no encontró pruebas de que las fuerzas ucranianas estuvieran situadas en las zonas civiles ilegalmente atacadas por los militares rusos”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s